viernes, 1 de octubre de 2010

El viaje del alimoche

Los amantes de la ornitología disponemos desde ayer de una plataforma web en la que podremos observar casi en tiempo real la ruta migratoria desde España hasta Mauritania de cuatro ejemplares de alimoche: Duna, Vega, Sahel y Trigo.

La organización ecologista WWF con el apoyo de la Fundación Biodiversidad, dentro del proyecto llamado 'El viaje del alimoche', les ha colocado sensores de localización por satélite para generar la información sobre el trayecto de los cuatro buitres. Los dispositivos, que se alimentan gracias a una placa fotovoltaica, envían los datos cada tres días en lugar de en tiempo real "para aumentar la duración de los sensores, que puede alargarse hasta los tres años gracias a estos intervalos".

La ONG establece la trayectoria de las aves en función de sus posiciones medias. Cuando todos los alimoches alcancen su zona de invernada en el sur de Mauritania, los sensores enviarán la información una vez por semana hasta marzo. En ese momento comenzarán su ruta de regreso a la península Ibérica y la información volverá a actualizarse cada tres días.

Pincha sobre la captura para acceder a la Web.

Con esta web, queremos informar a la sociedad de los peligros a los que se enfrentan en cada etapa de su ruta migratoria. Para ello, ofrece un mapa en 3D del territorio sobrevolado por las aves. El plano recoge información sobre los recursos y las características de los lugares donde los ejemplares hacen sus altos y también muestra las posibles amenazas a las que se enfrentan en su viaje, como los aerogeneradores y los tendidos eléctricos.

El mayor factor de riesgo para el alimoche se encuentra en los cebos envenenados. Por este motivo es muy importante sensibilizar a la población para que abandone este tipo de prácticas. Así, el proyecto de la ONG no sólo consiste en el desarrollo de este mapa interactivo sino que, además, la organización está llevando a cabo campañas de sensibilización directa.

Cuando los ejemplares vuelvan a la península en la primavera de 2011, la ONG también llevará a cabo un seguimiento científico sobre el desarrollo de las nuevas crías y contribuirá a su crecimiento con aportes suplementarios de comida en el entorno del parque.

La plataforma de WWF pretende ser además un espacio participativo para los ciudadanos: además de mostrar la actividad de las aves, los internautas pueden colgar fotos y vídeos sobre estos animales y sus zonas de migración. También pueden recibir la información actualizada a través de las redes sociales del proyecto.

3 comentarios:

NaturaHoy dijo...

Esperemos que esta noticia ayude a la protección de esta especie!!

Un saludo,

Laura
www.naturahoy.com

Susana Terrados Sánchez dijo...

¡Qué genial noticia! Será super interesante seguirle los pasos y ojalá que todo salga bien.
Besotes, gracias por esta buena noticia.

Miazuldemar dijo...

Buena entrada!